Padres ansiosos, Hijos Miedosos.

Preocupación excesiva, temores que no se corresponden con un peligro real, espera impaciente y la pretensión de tener todo bajo control, son algunos de los comportamientos que delimitan el perfil ansioso.

De que manera estas conductas moldean la educación de los hijos?

La propia conducta de los padres es lo que determina que los hijos adopten patrones de comportamiento que tiendan a la intranquilidad. Los cambios que se producen en cada etapa de crecimiento ponen a los padres más ansiosos. El problema comienza cuando la intranquilidad persiste.

Hay mamas que no pueden esperar que su hijo termine de atarse los cordones cuando esta aprendiendo a hacerlo, otras directamente terminan resolviéndoles la tarea escolar.

Este tipo de comportamiento anula el desarrollo del chico que debe aprender a hacer las cosas por sí solo y a su tiempo. Así los hijos se sienten descuidados porque la protección que reciben de sus padres se origina en el miedo personal y no en la relación hacia ellos.

Hay síntomas más claros que nos muestran que los chicos están padeciendo ansiedad:

  • No controlan esfínteres durante la noche (cuando ya lo habían logrado)
  • Tienen dificultades en la respiración
  • Trastornos en la evacuación
  • Trastornos alimentarios

El padre ansioso es sobreprotector porque se anticipa de manera negativa a lo que puede pasar. Cree que todo lo que le ocurra a su hijo depende del y desestima cualquier enlace que no se condiga con su presagio apocalíptico.

Una de las características mas marcadas de los padres ansiosos es la sobre exigencia a la que someten a sus hijos ante la imposibilidad de reconocer los éxitos parciales del niño. El chico crece con baja autoestima. No puede enfrentar con recursos propios una situación cotidiana.

La ansiedad es una respuesta biológica virtual para protegernos anticipando posibles peligros. Lo grave es cuando la persona no puede calmarse después de que la situación que lo pone ansioso termino y su estado emocional restringe sus posibilidades de vivir bien en su ámbito familiar, social y laboral.

Consulte.

Panic attack o Ataques de pánico

Definición

Es la aparición temporal y aislada de miedo o malestar intensos, acompañada de 4 o mas de los siguientes síntomas, que se inician y alcanzan su máxima expresión en los primeros 10 minutos;

  • palpitaciones
  • sudoración
  • temblores
  • sensación de ahogo
  • sensación de atragantarse
  • opresión toráxico
  • nauseas
  • desmayo
  • miedo a perder el control o volverse loco
  • miedo a morir
  • sensación de entumecimiento u hormigueo
  • escalofríos o sofocaciones

El primer ataque de pánico se desencadena cuando la persona predispuesta percibe y se enfrenta a las señales de ansiedad. Podemos considerar como desencadenantes, las situaciones estresantes o capaces de generar ansiedad, tales como, cambios de actividad, mudanzas, viajes, conflictos amorosos, separaciones, incertidumbre laboral, dificultades económicas, búsqueda de trabajo, exámenes, muerte de personas significativas, robos, agresiones.
Luego de haber experimentado el primer ataque de pánico sin saber el motivo ni cómo evitarlo, la persona tiene un nuevo motivo para incrementar su ansiedad, el miedo a volver a padecerlo. Con este antecedente su vigilancia aumentará, junto con sus señales de ansiedad, haciendo más probable el próximo ataque y así sucesivamente.

Tratamiento

Ante todo partiendo de un diagnóstico precoz; pero hay que tener en cuenta que por la variedad de los síntomas, la brusquedad con que se presentan y la predominancia del carácter somático de los mismos, puede tardarse alrededor de siete años en llegar a un diagnóstico correcto. El tratamiento debe ser integral y debe reunir al menos a un psiquiatra que indique la medicación más apropiada según el caso y a un psicólogo entrenado en trastornos de ansiedad.

Además de esto es fundamental la información al paciente y a su grupo familiar sobre las características de la enfermedad para que sepan cómo controlar los ataques y colaboren con el tratamiento. La remisión suele durar un par de años aunque los resultados comienzan a notarse al cabo de unos meses.

Fobias

Definición

Las fobias son miedos carentes de lógica que se caracterizan por la diferencia entre lo que la persona percibe como peligro y el peligro real.

  • Es un temor acusado y persistente que es excesivo o irracional, desencadenado por la presencia o anticipación de un objeto o situación (por ejemplo volar, precipicios, animales).
  • La exposición al estimulo fóbico provoca una respuesta de ansiedad que puede convertirse en una crisis de angustia.
  • La persona reconoce que este miedo es excesivo o irracional.
  • La situación fóbica se evita o se soporta a costa de una intensa ansiedad o malestar
  • Los comportamientos de evitacion, la anticipación ansiosa o el malestar provocado por la situación temida interfiere con la rutina normal de la persona, con las relaciones laborales, académicas, sociales.

Las fobias pueden ser:

    1. Especificas: ansiedad significativa en respuesta a la exposición a la situación u objeto temido, que generalmente conducen a la persona a evitar experiencias, como por ejemplo, viajar en avión, usar ascensores,  tener contacto con ciertos animales.
    2. Sociales: timidez extrema y temor desmedido a ser juzgado o a quedar en ridículo. Quienes padecen este tipo de fobias sufren severas dificultades para participar en reuniones, comer en publico, dar exámenes orales y/o relacionarse con autoridades o con el sexo opuesto.

Tratamiento

Sin tratamiento estos cuadros pueden aumentar progresivamente su gravedad y conducir al aislamiento de quien los padece. Reconocerlos debe ser el primer paso hacia la consulta profesional, dado que con la terapia adecuada (psicoterapia y farmacología) es posible mejorar la calidad de vida.